Durante la jornada del martes, el faro de la Illa Grossa se ha convertido en el epicentro de las Islas Columbretes, ya que ha servido de escenario de la reunión de la Junta de Protección de la Reserva Natural de las Islas Columbretes. Esta reunión extraordinaria se ha producido para conmemorar el 30º aniversario de la declaración de las Islas Columbretes como Reserva Natural. Normalmente, estas reuniones se celebran en el Centro de Recepción de Visitantes del Planetari, pero la ocasión ha hecho que se traslade hasta las propias islas.

La reunión ha tenido varios puntos del día, entre los que destaca las propuestas de actividades con la colaboración de varias entidades. Aprovechando la ocasión se ha inaugurado también la nueva señalización financiada por la Red Eléctrica de España, que servirá para facilitar a los visitantes la interpretación y el conocimiento del patrimonio geológico y natural de la Reserva Natural.

En esta reunión han participado los miembros de la Junta de Protección, el secretario autonómico de Medio Ambiente y Cambio Climático, Fran Quesada, y otros miembros con responsabilidades de la Conselleria, representantes de la Universitat Jaime I, el teniente de alcalde del Ayuntamiento de Castellón, representantes del Ministerio de Agricultura, el jefe de servicio de valoración de la Conselleria de Hacienda y Modelo Económico y miembros del grupo Colla Ecologista de Castellón.

excursiones a las islas columbretes

En la reunión se ha hablado sobre la evolución de todas las diferentes especies de fauna y flora de la reserva natural de Columbretes, así como del estado de mantenimiento de las infraestructuras y se ha debatido sobre las posibilidades para compatibilizar el uso público de la isla con la conservación del espacio natural, una preocupación que permitirá mantener abiertas las visitas a la isla.

Se han estudiado también las memorias de actividades llevadas a cabo durante el año 2017, en especial de los trabajos de seguimiento de varias especies en peligro de extinción y otras que tienen las Islas Columbretes como hábitat natural.

Durante la sesión de la Junta de Protección se ha abordado la evolución de las diferentes especies de fauna y flora que habitan la reserva natural, el estado de mantenimiento de las infraestructuras y se han estudiado posibilidades para compatibilizar el uso público de la isla con la conservación del espacio. Durante el año 2017 también se instaló una estación meteorológica de Avamet y el nuevo sensor GPS del Ministerio de Fomento que permite a la Columbretes formar parte de la red sísmica nacional.El Parque Natural de Columbretes también colabora con la Universitat de València en las estimaciones de población de cetáceos, con la Universidad de Baelares controlando las poblaciones de lagartijas y con el Ministerio de Agricultura en el proyecto de pleamar y estudios sobre cambio climático, entre otras colaboraciones que se realizan de manera continua.

Buceo en Columbretes desde Alcocebre

Visitas a las Islas Columbretes

En cuanto a las visitas durante el año 2017, las Islas Columbretes han sido visitadas por 4.293 personas, aunque al Centro de Interpretación ubicado en el Planetari se han acercado unas 13.000 personas a informarse sobre las características del archipiélago castellonense. Desde su declaración como espacio protegido hace 30 años han visitado la isla 77.367 personas, además de 21.000 escolares que han visitado la reserva natural para realizar actividades educativas. Todas las visitas están reguladas y tiene una finalidad pedagógica.

Cuatro Islas Columbretes

Las Excursiones a las islas columbretes se pueden realizar desde Castellón, Peñiscola, Oropesa y Alcocebre. Para realizar la excursión se pueden hacer las reservas en www.viajescolumbretes.es. Si lo que desea es hacer es buceo profesional tiene toda la informacion en www.bucearencolumbretes.es.

Las Islas Columbretes forman un entorno de elevado valor medioambiental, están declaradas como Zona Especialmente Protegida de Importancia para el Mediterráneo (ZEPIM), Lugar de Importancia Comunitaria (LIC), Zona de Especial Protección para las aves (ZEPA) y microrreserva de flora. No pueden visitarse por libre, sino a través de estas empresas que mantienen un convenio de colaboración con el Parque Natural, que tienen los permisos necesarios ara llegar hasta el archipiélago y desembarcar en la Illa Grossa.