Este año, el Rototom Sunsplash está más conectado que nunca. El Festival estrena línea de bus nocturno para unir el recinto de conciertos con el municipio de Benicàssim –donde habrá varias paradas- y reducir así los desplazamientos en coche. Estará operativa cada media hora, entre las dos y las siete de la madrugada, y se podrá utilizar sin coste extra mostrando la pulsera del festival.

También se dispondrá, un año más, línea directa con la Sunbeach, en el chiringuito Solé. El 15 de agosto el servicio que conectará el recinto con el festival a pie de playa, en la playa del Gurugú en Castellón, estará en marcha entre las 14.00 y las 21.00. Del 16 al 22 de agosto funcionará ininterrumpidamente de 10.00 a 21.00 horas y el 23 de agosto lo hará de 10.00 a 16.00 horas.

Y más novedades: también se extiende la conexión en bus entre la estación de Renfe y el recinto. Este año será diaria y dará cobertura, del 15 al 23 de agosto, a quienes lleguen a Benicàssim en trenes de larga y media distancia.

A todas estas alternativas se une la cobertura que ofrecen las líneas regulares entre Benicàssim y otras localidades. Más información en www.autosmediterraneo.com