Benicàssim se ha convertido en uno de los espacios más visitados de la provincia de Castellón, ya que en esta pequeña y acogedora población de la provincia de Castellón se celebran alguno de los festivales musicales más importantes de cada verano. El FIB, el Rototom Sunsplash, el BEF y el SanSan Festival, entre ellos, atraen a decenas de miles de personas de marzo a agosto, personas que desean disfrutar al ritmo de la mejor música.

Pero a parte de esas citas musicales, Benicàssim tiene muchos alicientes para ser visitado, auque sea entre festivales. Una buena cantidad de pequeños rincones, servicios que permiten disfrutar de los atractivos de una población costera que recibe cada año a cientos de miles de visitantes que quieren disfrutar de todo ello.

Playas y servicios para disfrutar del sol y el mar

Benicàssim cuenta con cinco playas con todos los servicios preparados para atender las necesidades y exigencias de los visitantes. La Almadraba, Els Terrers, Heliópolis, Torreón y Voramar son esas cinco playas, que ofrecen metros de arena limpia y aguas transparentes. Alguno de los tramos de playa es de piedras, lo que ofrece un tipo de playa distinto, menos masificada y más tranquila. Una oferta para todos los gustos, con bares, restaurantes, servicio de biblioteca y todo lo necesario para disfrutar de la playa y el sol.

Rutas de senderismo junto al mar y en la montaña

La Vía Verde es un antiguo tramo ferroviario recuperado y adaptado para la práctica del senderismo y el ciclismo. Conecta Benicàssim con Oropesa del Mar y es una opción muy interesante para recorrer la costa entre ambas poblaciones. Durante el recorrido podemos encontrar varias de las torres de vigilancia que protegían la costa de los ataques piratas que se producían durante los siglos XVI y XVII.

En el Desierto de las Palmas encontramos otros senderos que se adentran en este parque natural, desde el que se tienen unas interesantes vistas al mar Mediterráneo y la zona costera. Un plan ideal para combinar con días de playa y descanso.

Actividades para disfrutar del verano

Visitas a las bodegas Carmelitano, disfrutar de la extensa oferta de ocio nocturno, una visita al parque acuático Aquarama, el más veterano de la provincia, la visita al Desierto de las Palmas, disfrutar de cualquiera de las actividades que se ofrecen en las distintas playas, participar en alguna de las actividades deportivas que se organizan, como la Pujada al Bartolo… Una agenda inabarcable de actividades para disfrutar de esta población entre festival y festival, para disfrutar de una ciudad abierta a todos.