Ermita de la magdalena

Descripción

La Ermita de la Magdalena se encuentra a varios kilómetros de la ciudad, en el lugar donde se ubica el antiguo Castell Vell, la fortaleza que dio origen a la ciudad de Castellón. Originalmente, la Ermita de la Magdalena estaba ubicada en otro lugar, aunque no se conoce exactamente el lugar exacto.

La actual Ermita fue construida por un fraile del Monasterio de Santes Creus, conocido popularmente por los castellonenses como “el frare barbut”. Este comenzó a construir la Ermita el año 1451. Para levantar el nuevo templo aprovechó la existencia de una cisterna excavada en la roca.

La estructura la conforman dos naves paralelas, separadas por arcos muy rudimentarios y cubierta con bóveda de cañón. El religioso dedicó un altar a la Magdalena y otro a San Bernardo de Claraval, fundador de la orden a la que pertenecía.

En el año 1455 se construyó el pórtico y en el año 1590 se realizan unas obras de reforma, en las que se aprovechó para ampliar la ermita. En el altar mayor se colocó un retablo de madera y las caballerizas se reestructuraron para acoger mejor a las monturas de los peregrinos.

La ermita tenía cocinas, comedor, cisternas y una hospedería, que acogieron durante siglos a los peregrinos. El mantenimiento de las instalaciones lo realizaba el Consell Municipal, propietario de la casa y de la ermita.

El estado de ruina que presentaba en el año 1745 provocó que el ayuntamiento suspendiera la tradicional romería que llegaba desde Castellón. Las obras de restauración duraron cuatro años y una vez realizadas estas, se recuperó la Romería. A partir de esa fecha, conmemoraba la fundación de la ciudad, una celebración que continúa conmemorándose en la actualidad.

La Ermita de la Magdalena es reformada otra vez en 1758 y es entonces cuando adopta la configuración actual, gracias al maestro de obras Vicente Pellicer. En el año 1952 se realizan otras obras de reforma en la ermita y en el año 1940 se colocó una pintura sobre tabla, imitando cerámica, obra de Juan Bautista Porcar Ripollés.

Actualmente, se puede visitar la Ermita de la Magdalena y se celebra la Romería de les Canyes, el tercer domingo de Cuaresma, dentro de las fiestas de la Magdalena.

Más Lugares de interés en Castellón